aA+
aA-
Grabar en formato PDF
Argelia
Fuerte movilización estudiantil en la capital
24/08/2019 | Iddir Nadir

Este martes, en su manifestación semanal, fueron miles las y los estudiantes que marcharon por las calles de Argel acompañados de ciudadanos corrientes. Esta movilización, que coincide con la celebración del 63 aniversario del Congreso de Soumman [congreso clandestino del FLN que se celebró del 13 al 20 de agosto de 1956 en un pueblo de la región de Bugía] fue la ocasión para reapropiarse de los principios fundacionales inscritos en la Plataforma de esta reunión histórica.

Curiosamente, no hubo bandera "badissistas" [en referencia a Abdelhamid Ben Badis, creador del movimiento reformista musulmán argelino en la primera mitad del siglo XX y un elemento clave de la lucha por la independencia de Argelia

la Asociación de ulemas musulmanes argelinos]. Las y los estudiantes celebraron su habitual debate ciudadano en la plaza de los Mártires. Todo estaba organizado para facilitar la participación en el mismo: profusión de micros y bafles. El tema en discusión era el foro del diálogo nacional presidido por Karim Younés. Antes de iniciar el debate, Mohamed, un joven estudiante, con sus notas en la mano, improvisó una corta referencia histórica del Congreso de Soumman: "El congreso tuvo por objetivo reestructurar la Revolución. Abane Ramdane [conocido como el arquitecto de la revolución argelina] logró la hazaña de unificar todas las corrientes políticas bajo la misma sigla, el FLN. El Congreso adoptó dos principios fundamentales: la primacía de la organización en interior sobre la del exterior [el exilio] y de lo político sobre lo militar. Este último punto es el más importante y nos habla de la forma de Estado que deseaban los chouchada [muyahidines, mártires]. El poder tenía que estar en manos de civiles. No debemos olvidar esto. Así pues, con motivo de la conmemoración del 63 aniversario de este Congreso, decimos que queremos un Estado civil y no militar", concluyó el estudiante, siendo aplaudido por las y los manifestantes.

Las distintas intervenciones realizaron la misma constatación: en el foro de diálogo nacional se encuentran antiguos miembros del régimen de Bouteflika con el objetivo de regenerar el régimen. "El sábado pasado (17 de agosto) vivimos un gran momento: los estudiantes logramos que se oyera nuestra en la sede del foro. La comisión carece de credibilidad. Sus miembros formaron parte del clan de Bouteflika y ahora se declaran fieles a los que detentan el poder, es decir, al ejército", dijo ofendido un estudiante. Su camarada, más locuaz, afirmó sobre los promotores del diálogo versión Karim Younés: "¿De qué diálogo nos hablan cuando los media nos marginan totalmente; de qué diálogo nos hablan cuando nos rodean y empujan [en las manifestaciones]; de que diálogo nos hablan cuando nos denigran?"

Sábado 17 de agosto, sentada en el centro cultural de la calle Larbi Ben M’hidi (centro de Argel) donde está prevista la ceremonia para poner en pie el comité de sabios del foro coordinado por Karim Younés. Uno de los manifestantes, Samy Ibkaoui, estudiante de biología en la facultad de Benyoucef Benkhedda, interviene de forma remarcable en la sala. Manifestantes que le reconocieron al inicio de la marcha vienen a felicitarle y expresarle su apoyo frente a los ataques que ha sufrido en los medios, en la TV y en las redes sociales. "Samy ha expresado lo que piensan las y los argelinos de este simulacro de diálogo" manifiesta un camarada.

Los estudiantes denuncian a las desacreditadas organizaciones estudiantiles que se han sumado al foro. "Hace seis meses, estas mismas organizaciones se reunieron con el antiguo primer ministro, Abdelmalek Sellal, para defender el 5º mandato [la reelección de Bouteflika]. Ahora se reúnen en el foro de Younés. Digámoslo de forma clara: es el régimen que se recicla", constata un estudiante en medio de aplausos. Otra intervención considera que las negociaciones tienen que darse con representantes del poder real: el ejército y su Jefe, Ahmed Gaid Salah. "La única negociación útil es la que se haga con la institución militar", concluye.

Ikheani la tansaw chouchada! ¡Liberad a Bouregaa!

11 h. La manifestación, más numerosa que las últimas, guarda un minuto de silencio en homenaje a un niño de cuatro años que murió el domingo en un bloqueo impuesto a la entrada de la capital para impedir una manifestación de jubilados del ejército. La manifestación se pone en marcha hacia el centro de la ciudad. Se lanzan eslóganes hostiles contra el poder mientras se llega a la calle Bab Azzoun: "Estado civil y no militar" "Estamos hartos de los generales" "El pueblo no quiere un nuevo poder militar".

Las resoluciones del Congreso de Soumman se hacen visibles en las pancartas: "Primacía de lo civil frente a lo militar", "Desde el 20 de agosto de 1956 exigimos una transición civil que la habéis escamoteado", "El pueblo no tiene nada que perder y mucho que ganar. Un Estado civil o nada", "Conmemoración del Congreso de Soumman. Resultado: primacía de lo civil sobre lo militar", "No a la militarización del Estado, no al reciclaje del régimen. Diálogo trucado" "Soumman ya os ha condenado, traidores".

Llegados a la plaza del Teatro nacional de Argelia, rodeada por un impresionante dispositivo policial, la manifestación retoma las consignas contra el jefe del ejército Ahmed Gaid Salah: Ya men âche, ya men âche, Gaïd Salah fel Harrach ! (Genial ver a Gaid Salah en El Harrach), Echaâb yourid el istiqlal (El pueblo quiere la independencia). En la calle Bpoumendjel, la manifestación pasa en silencio debido a los funerales. Ante la sede del foro de diálogo, calle Larbi Ben M’hidi, la manifestación se detiene y grita consignas hostiles contra su coordinador, Karim Younés. "Karim Younés a la basura", Karim Younés lame rangers (alusión a su supeditación al ejército), "La hiwar ma3a el issabat ! (No al diálogo con la banda). La prensa progubernamental que estaba presente en la entrada del ex.Historiel, también es objeto del enfado de los manifestantes: Periodistas aduladores, se repetía a la cabeza de la manifestación en la que algunas personas imitaban a quienes pasan el cepillo

En la Plaza Emir Abdelkader la manifestación grita unánimemente "Istiqlal, istiqlal" (Independencia). Llegando a la calle Pasteur, se aparta a un individuo al que se le reconoce como miembro del foro de diálogo; "Lárgate" le lanza la masa bajo la mirada indulgente de la policía antidisturbios, cuyo dispositivo es tan importante como los últimos martes. Se retoma con fuerza la exigencia de la liberación del comandante de la histórica Wilaya IV, Lakhdar Bouregaa; un pancarta exige Ikhwani la tansaw chouhada. Libérez Bouregaâ (Hermanos, no olvidéis a los mártires. Liberad a Bouregaa).

Emocionante. Tras haber recorrido el bulevar Amirouche y la calle Ferroukhi, la manifestación se detiene en la Grande-Poste. Ahí, un manifestante que agita una bandera amazigh (Cabilia) es detenido por la policía. Será liberado bajo la presión de la gente y acto seguido… intervención de policías de civil. Más tarde, también será detenido el periodista Aghiles Mokrane y conducido en un furgón policial. "Detenido hacia las 13:00h por la policía en la Grande-Poste, introducido en un furgón, se le ha chequeado minuciosamente y acusado de haber generado un Facebook life. Parece que ahora está prohibido filmar en vivo", informa Khaled Drareni en su Facebook. Un rumor, replicado en las redes sociales, habla de la detención de Samy Ibkaoui, el joven que intervino en el foro de Younés, pero se confirma que es falso. Finalmente, la manifestación termina su larga marcha con un homenaje a las y los estudiantes: Yatikoum saha ya talaba! (¡Muchas gracias a los estudiantes!)

21/08/2019

http://alencontre.org/afrique/algerie/alger-acte-26-du-hirak-estudiantin.html

Artículo original publicado en ElWatan el 21/08/2017

Traducción: viento sur





Facebook Twitter Telegram RSS

vientosur.info | Diseño y desarrollo en Spip por Freepress S. Coop. Mad.
 
Reconocimiento-NoComercial-CompartirIgual Los contenidos de texto, audio e imagen de esta web están bajo una licencia de Creative Commons